La Nasa confirma que sí existe un universo paralelo