A 208 años del natalicio del patricio Juan Pablo Duarte

Juan Pablo Duarte
Juan Pablo Duarte

Al conmemorarse hoy el 208 aniversario del natalicio del patricio Juan Pablo Duarte, su ideario sigue vivo y su firmeza y arrojo por lograr una patria libre e independiente de toda potencia extranjera continua llenando de orgullo a los dominicanos.

Aún son recordadas expresiones como “Nunca me fue tan necesario como hoy el tener salud, corazón y juicio; hoy que hombres sin juicio y sin corazón conspiran contra la salud de la Patria”; “Procuraré conservarme bueno, conservaré mi corazón y mi cabeza” y “Dios ha de concederme bastante fortaleza para no descender a la tumba sin dejar a mi Patria libre, independiente y triunfante”.

Duarte, que nació en Santo Domingo, estudió en Europa entre 1828 y 1833, donde abrazó las ideas liberales y socialistas que estaban en boga allí en ese momento.

Precisamente, fue esto lo que inspiró en él ese deseo de luchar por la independencia de República Dominicana, que había sido gobernada por Haití desde 1822.

En 1838 impulsó la creación de la sociedad secreta La Trinitaria, un movimiento cuyos miembros se sentían decididos a recuperar el control del Haití español, nombre dado a la breve república independiente.

Más tarde, este joven inquieto creó otro grupo llamada La Filantrópica, que con valentía defendía la independencia mediante la organización de representaciones teatrales.
El liderazgo de Duarte en la organización y promoción de la independencia dio lugar a su exilio en 1843, cuando se instaló en Venezuela. Al año siguiente, sin embargo, La Trinitaria obtuvo apoyo para su causa después de lanzar un manifiesto a favor de la independencia.

El 27 de febrero de 1844 un ejército de partidarios de la independencia, liderado en parte por un ganadero llamado Pedro Santana, asaltó y se apoderó de la Fortaleza Ozama y expulsó a todos los funcionarios haitianos en cuestión de días. Los dominicanos todavía continúan celebrando este día como el Día de la Independencia Dominicana.

Duarte regresó de Venezuela ese mismo año ansioso por comenzar a diseñar el futuro de la nueva República Dominicana, por cuya creación había luchado tan duro.

Tras el importante papel que jugó Santana en los ejércitos al mando que ganaron la independencia de Haití, este continuó defendiendo la nueva república contra los haitianos.
Los partidarios de Duarte estaban deseosos de elegir libremente a la presidencia al padre original del movimiento de independencia, cuya mente intelectual había previsto una nación progresista. A raíz del creciente poder militar de Santana, y con el apoyo de su ejército, sin embargo, Santana asumió el poder él mismo.

Incluyó una cláusula en la Constitución del nuevo país, adoptada menos de un año después de obtener la independencia y que había tomado como modelo la constitución de los Estados Unidos, que garantizaba su propio derecho como dictador, siempre y cuando los intentos de Haití para invadir y recuperar la República Dominicana continuaran.

En ese contexto, Santana desterró a Duarte, quien luego regresó brevemente a la República Dominicana en 1865 para apoyar la lucha en contra de la decisión de Santana, para anexar el país a España.

Duarte salió para no volver, con la tarea de recorrer América del Sur para reclutar apoyo a los esfuerzos de lucha contra la anexión.

Hoy en día, los dominicanos todavía celebran la memoria del padre de su país. Una serie de monumentos llevan su nombre como una estatua de Juan Pablo Duarte, una plaza y una escuela en la ciudad de Nueva York.

Actos. A propósito de los 208 años de su natalicio, la Comisión Permanente de Efemérides Patrias (CPEP), informó que hoy realizarán diversos actos en la provincia Duarte, dando inicio al “Mes de la Patria”.

El presidente de la Comisión Permanente de Efemérides Patrias, Juan Pablo Uribe, explicó que las actividades iniciarán a las 8:00 de la mañana, con todos los protocolos de rigor, en el Parque Duarte, con el enhestamiento de las Banderas Nacional y de la Alcaldía de San Francisco de Macorís y la interpretación del Himno Nacional a cargo de una Banda de Música del Ejército. Se rendirán los honores de manera simultánea al Pabellón Nacional.

De igual forma, se presentará el canto Arriba el Pabellón, de Gastón Fernando Deligne, dirigido por el general de brigada Servio Antonio Uribe Vizcaíno, ERD.

Luego se procederá a la invocación religiosa a cargo de monseñor Fausto Ramón Mejía Vallejo, obispo de la diócesis de San Francisco de Macorís, y a la lectura de la orden del día del Ministerio de Defensa. Así como el depósito de ofrendas florales por diferentes instituciones y el toque de ofrendas.

Las palabras de bienvenida serán pronunciadas por Siquio NG de la Rosa, alcalde de San Francisco de Macorís y a seguidas Juan Pablo Uribe ofrecerá las palabras centrales del acto.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *